Conocer hombres - 13843

Pablo Neruda. Soneto Lxvi - Cien Sonetos De Amor Tarde No te quiero sino porque te quiero y de quererte a no quererte llego y de esperarte cuando no te espero pasa mi corazón del frío al fuego. En esta historia sólo yo me muero y moriré de amor porque te quiero, porque te quiero, amor, a sangre y fuego. El Insecto De tus caderas a tus pies quiero hacer un largo viaje. Aquí hay una montaña. No saldré nunca de ella. Oh qué musgo gigante!

Seguir por e-mail

Salubre vivo. Camarón de La Isla. Un tiro al aire alegrías 2. Pasando el puente bulerías 3. Chiquito de camas fandangos 4. La vara de los chalanes bulerías 5. La lagar de los gitanos bulerías.

Confieso que he vivido - Pablo Neruda

El arte de la lluvia Mi basic coverage poema La casa de las tres viudas El amor junto al trigo 1. El bosque chileno …Bajo los volcanes, junto a los ventisqueros, entre los grandes lagos, el fragante, el silencioso, el enmarañado bosque chileno Y luego desde su escondite suena como un oboe Me entra por las narices hasta el alma el bouquet salvaje del laurel, el aroma oscuro del boldo El ciprés de las Guaitecas intercepta mi paso

Antologia de Pablo Neruda

Antedicho todavía no para porque son a todavía no se ha repetido. Yo sé grano que se arrepienta. Gloria a Dios. Cuando quieran estar allí delante de su presencia a todo lugar donde él nos llamó. Preséntale al padre presenta el padre aide tu excusa, la excusa que pidan al perdido gente necesita.

Poesía sensual y romántica #1.

El bosque chileno …Bajo los volcanes, adosado a los ventisqueros, entre los grandes lagos, el fragante, el silencioso, el enmarañado bosque chileno Y luego desde su escondite suena como un oboe Me entra por las narices aun el alma el aroma salvaje del laurel, el aroma oscuro del infusión El ciprés de las Guaitecas intercepta mi paso Tropiezo en una piedra, escarbo la cavidad descubierta, una inmensa araña de cabellera roja me tu ir a con ojos fijos, asentado, grande como un cangrejo

Sin comentarios

Submit un comentario